06 noviembre 2007

La corbata


La otra noche escuché en una entrevista que a alguien (da igual su nombre), no le gustaban las corbatas porque decía que representaba un símbolo fálico puesto sobre el pecho y mostraba gestos de desagrado hacia la prenda, tal vez convenga recordar que no está hecha la miel para la boca del burro, pero en fín, lejos de criticar quiero ensalzar la figura de la corbata y buscando por internet, he encontrado el artículo que os reproduzco a continuación. Conste que soy un enamorado de las corbatas y que me parecen una prenda marevillosa y muy masculina que nos ayuda a sentirnos, dentro de nuestra igualdad, un poquito diferentes.

La corbata sigue siendo uno de los signos de elegancia por excelencia, aunque muchos diseñadores y las propias corrientes de la moda la quieran quitar protagonismo.

¿ Qué sería de un elegante traje sin una preciosa corbata ? Desde aquí seguimos reivindicando el valor estético de la corbata. Nuestro consejo es que mantenga en su ropero un amplio surtido de corbatas para cualquier ocasión.

La corbata sigue siendo un elemento imprescindible en el ropero de cualquier caballero que tenga una vida social mínima, o que tenga un trabajo en cuyo entorno aún se viste de traje y corbata.

Historia.

La historia de la corbata se remonta a unos cuantos cientos de años. El origen más claro se data en 1.660, en la contienda entre el regimiento Croata y los Turcos. Este regimiento (parte del imperio Austro-Húngaro), en una de sus visitas a París en el que se presentaban como héroes ante su Majestad Luis XIV (conocido por su gusto por el buen vestir y los pañuelos), los oficiales llevaban al cuello unos pañuelos de colores.

Estos pañuelos de colores se cree provienen de los oradores Romanos. Se ponían en el cuello para calentar y cuidar sus cuerdas vocales. Tanto gustaron a Luis XIV que diseñó para el regimiento real un pañuelo con la insignia Real, y al que denominó Cravette, proveniente del vocablo Crabete, que significa Croata. Al regimiento se le conoció como el Royal Cravette.

Pronto la idea se extendió y cruzó el canal haciéndose un hueco en Inglaterra. Al principio no era muy corriente ver a la gente con un trozo de tela al cuello, pero la idea iba cuajando poco a poco.

En un principio se vestían todo tipo de tejidos y estampados. Y no existían patrones determinados para tal prenda, que se podían ver, incluso, con borlas y cordones y de múltiples tamaños. Las primeras corbatas eran todas de importación.


A principios del siglo XX Europa comienza a fabricarlas. Aunque muchos historiadores predecían la desaparición de la corbata (no tenía sentido llevar un "trozo" de tela al cuello), la corbata perdura hasta nuestros días. La corbata pasó a ser un signo distintivo entre las clases más acomodadas.

El desgastado valor estético que le atribuían los diseñadores no parecía tal. Muchos fueron los partidarios de la corbata, alegando que realzaba el uso de la camisa y destacaba la verticalidad del cuerpo. Decían que la corbata añadía estilo, elegancia, color y textura a la austera camisa.

Y es del todo cierto. Un buen traje, aunque se note su calidad, no luce tanto sin corbata, como vistiendo una elegante corbata de seda con un nudo Windsor, por ejemplo.

A pesar de los detractores, la corbata y la camisa comienza su evolución de forma conjunta para lograr su mejor armonía.
Como no quiero cansaros otro dia os dare mas opiniones sobre las corbatas, eso sí, de cosecha propia.

13 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola,
Como mujer que soy me parece un símbolo de masculinidad elegantísimo, una buena corbata da "prestigio" hasta al traje más sencillo de un caballero.

En quanto al símbolo fálico?????? se le podría dar una pequeña vuelta y ver en élla la parte sensual, me parece mucho más fina y agradable.

Un 10 a la corbata tanto en la vestimenta masculina como en la femenina (la he llevado y la llevo y puede resultar muy elegante en una señora os lo aseguro)

jose piñeiro dijo...

No se quien eres, pero muchas gracias por tu comentario, me ha parecido acertadisimo y me identifico plenamente con el. Bss

Anónimo dijo...

Pepe soy Rocio,muy bonita la fotografía que has puesto ahora también,pero no te estarás volviendo a la vejez un poquito moro nó,ya es que van demasiadas fotos de moros o mejor dicho mulsumanes,que moro es como un insúlto para ello y Dios me salve´,no me gusta faltarle el respeto a nadie.Un besito campeón ya nos veremos el jueves en la habanera.

jose piñeiro dijo...

Tienes razón, son muchos musulmanes, lo de ser un poco moro creo que lo soy, todos los hombres lo somos un poquito, pero sin molestar. Puedo prometer y prometo que pondre menos fotos de musulmanes. Gracias por tu comentario y nos vemos el Jueves

Evlita, cosmopolita, jijiji dijo...

Pero éstos últimos no son musulmanes, son hindúes, ¿no? A mí particularmente me gustan mucho las fotos de otros países y de sus hbaitantes, por mi parte te animo a seguir poniendo fotos tan bonitas como éstas, no importa de donde sean.

Anónimo dijo...

HOLA PEPE
PIENDO CONO EVLA ME ENCANTAN LAS FOTOS SEAN O NO DE MUSULMANES, LO QUE PASA ES QUE A ROCIO LE VAN MAS LOS LATINOS jE, JE,
UN BESO Y NOS VEMOS EL JUEVES.
ANA.

jose piñeiro dijo...

Bueno, pero de las corbatas no me habeis dicho nada, que pasa que no os interesa el tema?. Nos vemos el Jueves.Bss

Almudena dijo...

Hola caracola, yo tengo que decir sobre las corbatas que las uso de cinturones..., con los vaqueros quedan geniales, por las presillas de los pantalones metida y el nudo sobre la cadera derecha.
Probarlo, es original.
Con respecto a los hombres, me resulta super elegante, de hecho un traje sin corbata me resulta cutre, querer y no poder.
Pero lo de falico, quien lo ha dicho ha de estar falt@, por que ver sexo en una corbata..o falt@ o salid@.
En fin que tengas buen día.

Evla. dijo...

Si yo fuera hombre, usaría corbata, fijo. A mí me encantan, pero Gre es anticorbata total, dice que le agobian, pero yo lo he visto una vez trajeado y encorbatado y está guapísimo. La verdad es que un traje con corbata favorece muchísimo, los hombres estáis muy guapos cuando os vestís así.

Anónimo dijo...

Como veo, hay para todos los gustos.
Soy de la opinión de que un buen traje se merece una buena corbata.
Un traje medio decente gana mucho con una estupenda corbata.
Pero personalmente, casi nunca uso traje. Es un prenda que siempre me ha agobiado mucho y no estoy acostumbrado a usarla; aunque cuando lo hago, siempre llevo corbata.
Me da que el que dijo lo del signo fálico, está un poco....Más bien, ejem. te imaginas a una bella mujer vestida sólo con una corbata.
Saludos, José Luis

jose piñeiro dijo...

Vaya, si que ha dado de sí lo de la corbata, pues bien os diré que la autora del comentario es una mujer, así es que estoy de acuerdo con el comentario que decía almudena, yo creo que está un poco salida, pero en fín, creo que tod@s estamos de acuerdo en que es una prenda elegante y bonita, y no molesta a casi nadie. Gracias por vuestros comentarios

nieves torres dijo...

Hola guapo, siento no poder haber hablado contigo el jueves. Me pillastes hablando con un amigo, luego nos fuimos en plan tranqui.
Por cierto, que hacía usted por mi colegio el otro día?. Bueno, saludos y besos.

jose piñeiro dijo...

Jeje, yo tambien siento no haber disfrutado de ti un ratito pero bueno, hay muchos días, ya echaremos un ratito, lo de tu colegio te lo cuento otro día iba en plan de trabajo, pero bueno, ya te cuento, por cierto, tu si que eres guapa. Besitos